DUC IN ALTUM *** EMMA – MARGARITA *** MACARENA ***

DUC IN ALTUM
Sobre el Evangelio de San Juan, capítulo XXI
Por
Emma-Margarita R. A.-Valdés
A la orilla del mar de Tiberíades,
nuevamente la Luz se manifiesta.
Llega con la alborada,
cuando los suyos zanjan la faena
y a la noche no habían capturado
un solo pez para llenar la mesa.

Jesús resucitado les indica
que ahora lancen la red a la derecha.

Eran siete los bravos pescadores,
signo de plenitud en nueva iglesia,
pescadores de hombres
con Pedro a la cabeza.

Ellos saben que nada pescarían,
tienen gran experiencia,
pero obedecen fieles al Maestro,
están sus almas al Amor abiertas.

La pesca es fabulosa,
las redes están llenas,
a pesar del gran peso no se rompen
y las llevan a tierra.
Todos saben que el éxito
se debe a Jesucristo, a su presencia.
Lo admitido en las redes
es un número místico que muestra
universalidad y plenitud
de personas adeptas.

Jesús reparte un pan
y un pez, que había asado en unas brasas.
Venid, comed – invita-.
Así fue en el Sermón de la Montaña.

A Pedro por tres veces le pregunta:
Simón, ¿me amas?.
Con tristeza responde que le quiere,
sabe el Señor lo mucho que le ama.
Jesús le encarga cuide su rebaño
e incluso dar su vida le demanda.
Es la misión de Pedro,
en alta mar, ser pescador de almas.

Emma-Margarita R. A.-Valdés
«duc in altum». Remar mar adentro significa, según Juan Pablo II,
una invitación «a recordar con gratitud el pasado,
a vivir con pasión el presente y a abrirnos con
confianza al futuro».
Maricarmen
MACARENA

"VIGILIA POR LA VIDA NACIENTE" *** MACARENA ***

“VIGILIA POR LA VIDA NACIENTE”

El Papa Benedicto XVI nos convoca el Sábado 27 de Noviembre, Día de la Virgen de la Medalla Milagrosa,  unirnos a la “Vigilia por la Vida”. En este comienzo de Adviento unidos en oración junto al  Papa Benedicto XI y a nuestros Obispos recemos en todas las Misas del 1º Domingo de Adviento, una sentida suplica a la Virgen Madre de la Vida misma.

SUPLICA A LA VIRGEN

María, te confiamos la causa de la vida;
mira, Madre, el número inmenso
de niños a quienes se les hace difícil nacer,
de pobres a quienes se les difícil vivir,
de hombres y mujeres víctimas de violencia inhumana,
de ancianos y enfermos muertos a causa de la indiferencia.
Haz que quienes creemos en tu Hijo
sepamos anunciar con firmeza
y amor a los hombres de nuestro tiempo
el Evangelio de la vida.

Dios te salve María…

– Ruega por nosotros santa Madre de Dios.
– Para que seamos dignos de alcanzar las promesas
  de Nuestro Señor Jesucristo.

Oremos.

Dios todoporeso,
que, según lo anunciaste por el ángel,
haz querido que tu Hijo
se encarnara en el seno de María, la Virgen,
escucha nuestra súplica
y haz que sintamos la protección de María,
los que la proclamamos verdadera Madre de Dios.
Por Jesucristo Nuestro Señor.
Amén. 

Desde mi modesto sitio y fiel a mi apostolado, os invito. Es una convocatoria mundial en defensa de la vida por la Vida  ¡Únete a Nuestra Madre!.

María del Carmen
MACARENA

EL REZO *** UNA VEZ VIVÍ *** MACARENA

EL REZO



En sus manos un Rosario,

que acongojado desgrana
en oración y esperanza,
bien sabe…que es el camino
para hallar la paz del alma.

En ti Señor, busca consuelo,
y en ti Madre, perseverancia,
y como niño perdido
ruega el maternal cobijo.
Es un hombre, parece un niño
herido, por espinas del camino,
y es el rezo la divina gracia
que hace vibrar a su alma
en las perlas se desliza
un derrotero de lágrimas.
Más sabe que nueva aurora
es su Fe, sosiego que le agiganta.
Rencuentro del niño – hombre,
con el maravilloso Amor
que es entrega…sin pedir nada…



Maricarmen Menéndez García


Pintor: Fabian Perez





















MACARENA

SURCOS ABIERTOS***EMMA***MACARENA



SURCOS ABIERTOS



Emma-Margarita R A.-Valdés




Hay surcos agrietados en la tierra del mundo,

sin agua de la vida, sin sol de la esperanza,

desolador paisaje del espíritu humano,

que olvidó su linaje, la semilla del alma.

No muere el viejo grano para nuevas espigas,

no trabaja el arado en barbecho de olvido,

no se abona el amor en el campo de ortigas,

no crece verde hierva en el jardín cautivo.

Surge el canto armonioso del pájaro enjaulado,

el croar de la rana en la charca enfangada,

el gemir de los élitros de enamorado grillo,

y el clamor de la tierra, que un día fue lozana.

¿Habrá nueva cosecha en campos de secano?

¿Germinará la vida en el surco baldío?

El fruto brotará de las manos humildes

que siembran en la tierra el amor infinito.

EMMA MARGARITA

Con seres como tú, de la siembra infinita…por un infinito Amor, seguramente “germinará la vida en el surco baldío”. Y el fruto brotó, pues tus manos han sembrado una a una la semilla… gracias, Emma…

Maricarmen

01-03-2009

MACARENA