CONTEMPLAR A CRISTO CON MARÍA *** MACARENA *** UNA VEZ VIVÍ ***

Contemplar a Cristo con María

                    María vive mirando a Cristo y tiene en cuenta cada una de sus palabras: “Guardaba todas esas cosas, y las meditaba en su corazón” (Lc 2, 19; cf. 2.51). Los recuerdos de Jesús, impresos en su alma, le han acompañado en todo momento, llevándola a recorrer con el pensamiento los distintos episodios de su vida junto al Hijo.
Han sido aquellos recuerdos los que han constituido, en cierto sentido, el “rosario” que Ella ha recitado constantemente en los días de su vida terrenal.

                   Y también ahora, entre los cantos de alegría de la Jerusalén celestial, permanecen intactos los motivos de su acción de gracias y su alabanza. Ellos inspiran su materna solicitud hacia la Iglesia evangelizadora. María propone continuamente a los creyentes los “misterios” de su Hijo, con el deseo de que sean contemplados, para que puedan derramar toda su fuerza salvadora.

Cuando recita el Rosario, la comunidad cristiana está en sintonía con el recuerdo y con la mirada de María.

“Rosario bendito de María, cadena dulce que nos une con Dios”
                                             Juan Pablo II
(Maricarmen)
MACARENA

RECUERDO: A UN QUERIDO ÁNGEL: JAVI *** MACARENA *** UNA VEZ VIVÍ ***

Recuerdo: A Javi


todos los días, ríen estrellas por ti


Espacio final, vacío, impacto. Una estela de pétalos en siembra da frutos, aplacando ausencia. El sol rutilante aún entre grises, entibia entrañas con tu presencia envuelta en perfumes que al alba se anuncia, tu faz y tu risa palpita.
Mirar a lo alto en noche de estrellas es gozo en esencia, brilla el cosmos en desmesura, un ángel despierta en dulces pupilas e ilumina su amor. Espacio cercano, eres la brisa acariciando en presente, azul de luz, regazo, templanza, besando su frente.
Elegido para dar vida en el cielo…, angelical ser, amoroso recuerdo en constante ternura, habitas la paz…


Con amor, te quiero y me duele tu ausencia, qué no es tal, pues estás aquí… 

María del Carmen Menéndez García

21- 10-













MACARENA

HOLYWINS – 31 de OCTUBRE *** MACARENA*** UNA VEZ VIVÍ

Origen de Halloween:

– Halloween significa «Al hallow´s eve», es decir; «víspera de todos los santos», ya que se refiere a la noche del 31 de octubre. Sin embargo, ha robado su sentido religioso para celebrar la noche del terror y de las brujas.
– La celebración de Halloween se inició con los celtas. Entre ellos habitaban los druidas, sacerdotes paganos adoradores de los árboles, especialmente del roble. Una fiesta pagana que celebraban los celtas antes de ser evangelizados. Era la celebración del año nuevo celta, cuando se decía que los espíritus volvían a la vida y se les ahuyentaba colgando en las puertas de las casas huesos y calaveras.
– Es la fiesta de la muerte y el terror en la víspera de la festividad católica de Todos los Santos (1 de noviembre) y de los Fieles Difuntos (2 de noviembre)
– Una antigua leyenda irlandesa narra que la calabaza iluminada sería la cara de un tal Jack O´ Lantern que, en la noche de Todos los Santos, invitó al diablo a beber en su casa, fingiéndose un buen cristiano.

Halloween en la actualidad:
Es una fiesta en la que se ensalza al ocultismo y al terror, con un sentido anticristiano. En esta fiesta se celebran ritos satánicos. Ejerce una mala influencia sobre los jóvenes inmaduros que se mimetizan con un disfraz representativo de la parte oscura de la vida.

Los cristianos celebramos la fiesta como Holywins:
– «Holywins», es una palabra resultante de «holy» («santo») y «wins» («ganar»), significando «lo santo gana».
– Esta fiesta, víspera de Todos los Santos, significa que la santidad vence a la muerte y nos une a la victoria de Cristo. Es festejar a los santos por el triunfo de Cristo en sus vidas, se pide su protección para vivir unidos a Cristo y así participar en la auténtica fiesta celestial y gozar de la alegría del Reino.
– En París nació la iniciativa de Los jóvenes de París en celebrar Holywins, aprovechan la ocasión de la fiesta de Halloween para testimoniar su fe y su esperanza cristiana ante la muerte en la vigilia de Todos los Santos y de los Fieles Difuntos.
– Para celebrar la fiesta, los disfraces deben ser representativos de la santidad, así se pueden disfrazar de frailes, de santos y santas, de ángeles, etc.
– La calabaza iluminada significa el cuerpo y el alma. El fruto representa el cuerpo humano, es decir, la carne, y la luz, el espíritu-

Fuente del texto: Universo Literario.net

Aprendamos la diferencia.
María del Carmen

MACARENA