NAZARENO *** MACARENA *** UNA VEZ VIVÍ ***

Nazareno


Es la imagen que he dejado en la Atalaya
custodiando los sueños que no fueron.
A lo alto majestuoso en su madero,
la madera de mi tierra
que tallaron laboriosos carpinteros.
Es la imagen que recuerda mi memoria
en las manos de mi madre, sabio rezo,
mimando perlas de un Rosario
al amparo de tu Madre, Nazareno.
Es la tibia ternura de tus ojos,
y te veo en la mirada…
de níveo cielo y sus misterios.
Es este sentimiento que me embarga,
tus caminos, Señor, son tan certeros…
que el alma no equivoca su destino,
y tus pasos hoy recorro en embeleso.
De la mano que es me guía, que me nutre,
que me eleva hacia tu encuentro…
es mi Reina, medianera de la gracia,
es María, que me brinda su consuelo.
Es la imagen de tu rostro, Jesús Bueno.

María del Carmen Menéndez García

agosto de 2010







MACARENA